Aprende a Rezar el Rosario

El rosario es una hermosa oración que te ayudará a conectar con la Santa Madre de Dios, la Virgen Maria. A continuación una guía para que la puedes rezar y mientras más la rezes mejor.

La oración del rosario comprende los misterios gozosos (lunes y sábado), los luminosos (jueves), los dolorosos (martes y viernes) y los gloriosos (miércoles y domingo).

Hacer la “Señal de la Cruz”

Por la señal de la Santa Cruz de nuestros enemigos libranos Señor Dios nuestro en el nmbre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Rezar el “Credo de los Apóstoles”

Creo en Dios Padre, 
Todopoderoso,
Creador del cielo y de la tierra. Y en Jesucristo, su único Hijo,
Nuestro Señor, que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo, nació de Santa María Virgen,
padeció bajo el poder de Poncio Pilato,
fue crucificado, muerto y sepultado,
descendió a los infiernos,
al tercer día resucitó entre los muertos,
subió a los cielos y está sentado a la derecha de Dios Padre, Todopoderoso.
Desde allí vendrá a juzgar a vivos y a muertos. Creo en el Espíritu Santo, la Santa Iglesia Católica, la comunión de los santos, el perdón de los pecados, la resurrección de la carne y la vida perdurable.
Amén.

Acto de Contrición

Señor mío, Jesucristo, Dios y hombre verdadero,
Creador, Padre, Redentor mío,
por ser tú quien eres, bondad infinita
y por que te amo sobre todas las cosas,
me pesa de todo corazón haberte ofendido,
también me pesa porque puedes castigarme con
las penas del infierno.
Animado con tu divina gracia,
propongo firmemente
nunca más pecar, confesarme
y cumplir la penitencia que me fuera impuesta,
para el perdón de mis pecados. Amen.

Rezar el “Padrenuestro”

Padre Nuestro, que estás en el cielo,
santificado sea tu nombre;
venga a nosotros tu reino;
hágase tu voluntad, en la tierra como en el cielo.
Danos hoy nuestro pan de cada día;
perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden;
no nos dejes caer en la tentación,
y líbranos del mal.
Amén.

Rezar TRES (3) “Avemarías”

Dios te salve, María, llena eres de gracia, el Seńor es contigo.
Bendita tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús.
Santa María, Madre de Dios,
ruega por nosotros, pecadores,
ahora y en la hora de nuestra muerte.
Amén

Rezar el “Gloria”

Gloria al Padre
y al Hijo
y al Espíritu Santo.
Como era en el principio,
ahora y siempre,
por los siglos de los siglos. Amén.

Anuncie el 1er PRIMER misterio

Rezar el “Padrenuestro”

Padre Nuestro, que estás en el cielo,
santificado sea tu nombre;
venga a nosotros tu reino;
hágase tu voluntad, en la tierra como en el cielo.
Danos hoy nuestro pan de cada día;
perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden;
no nos dejes caer en la tentación,
y líbranos del mal.
Amén.

Rezar DIEZ (10) “Avemarías” mientras medita sobre el misterio

Santa María, Madre de Dios,
Dios te salve, María, llena eres de gracia, el Seńor es contigo.
Bendita tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús.
Santa María, Madre de Dios,
ruega por nosotros, pecadores,
ahora y en la hora de nuestra muerte.
Amén

Rezar un “Gloria”

y al Hijo
y al Espíritu Santo.
Como era en el principio,
ahora y siempre,
por los siglos de los siglos. Amén.

“Oración de Fátima”

Oh buen Jesús, perdona nuestros pecados. Líbranos del fuego del infierno. Conduce a todas las almas al Cielo, especialmente las mas necesitadas.

Anuncie el 2do SEGUNDO misterio

Rezar el “Padrenuestro”

Padre Nuestro, que estás en el cielo,
santificado sea tu nombre;
venga a nosotros tu reino;
hágase tu voluntad, en la tierra como en el cielo.
Danos hoy nuestro pan de cada día;
perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden;
no nos dejes caer en la tentación,
y líbranos del mal.
Amén.

Rezar DIEZ (10) “Avemarías” mientras medita sobre el misterio

Santa María, Madre de Dios,
Dios te salve, María, llena eres de gracia, el Seńor es contigo.
Bendita tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús.
Santa María, Madre de Dios,
ruega por nosotros, pecadores,
ahora y en la hora de nuestra muerte.
Amén

Rezar un “Gloria”

y al Hijo
y al Espíritu Santo.
Como era en el principio,
ahora y siempre,
por los siglos de los siglos. Amén.

Anuncie el 3er TERCER misterio

Rezar el “Padrenuestro”

Padre Nuestro, que estás en el cielo,
santificado sea tu nombre;
venga a nosotros tu reino;
hágase tu voluntad, en la tierra como en el cielo.
Danos hoy nuestro pan de cada día;
perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden;
no nos dejes caer en la tentación,
y líbranos del mal.
Amén.

Rezar DIEZ (10) “Avemarías” mientras medita sobre el misterio

Santa María, Madre de Dios,
Dios te salve, María, llena eres de gracia, el Seńor es contigo.
Bendita tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús.
Santa María, Madre de Dios,
ruega por nosotros, pecadores,
ahora y en la hora de nuestra muerte.
Amén

Rezar un “Gloria”

y al Hijo
y al Espíritu Santo.
Como era en el principio,
ahora y siempre,
por los siglos de los siglos. Amén.

Anuncie el 4to CUARTO misterio

Rezar el “Padrenuestro”

Padre Nuestro, que estás en el cielo,
santificado sea tu nombre;
venga a nosotros tu reino;
hágase tu voluntad, en la tierra como en el cielo.
Danos hoy nuestro pan de cada día;
perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden;
no nos dejes caer en la tentación,
y líbranos del mal.
Amén.

Rezar DIEZ (10) “Avemarías” mientras medita sobre el misterio

Santa María, Madre de Dios,
Dios te salve, María, llena eres de gracia, el Seńor es contigo.
Bendita tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús.
Santa María, Madre de Dios,
ruega por nosotros, pecadores,
ahora y en la hora de nuestra muerte.
Amén

Rezar un “Gloria”

y al Hijo
y al Espíritu Santo.
Como era en el principio,
ahora y siempre,
por los siglos de los siglos. Amén.

Anuncie el 5to QUINTO misterio

Rezar el “Padrenuestro”

Padre Nuestro, que estás en el cielo,
santificado sea tu nombre;
venga a nosotros tu reino;
hágase tu voluntad, en la tierra como en el cielo.
Danos hoy nuestro pan de cada día;
perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden;
no nos dejes caer en la tentación,
y líbranos del mal.
Amén.

Rezar DIEZ (10) “Avemarías” mientras medita sobre el misterio

Santa María, Madre de Dios,
Dios te salve, María, llena eres de gracia, el Seńor es contigo.
Bendita tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús.
Santa María, Madre de Dios,
ruega por nosotros, pecadores,
ahora y en la hora de nuestra muerte.
Amén

Rezar un “Gloria”

y al Hijo
y al Espíritu Santo.
Como era en el principio,
ahora y siempre,
por los siglos de los siglos. Amén.

Rezar la “Salve”

Dios te salve, Reina y Madre de misericordia,
vida, dulzura y esperanza nuestra.
Dios te salve.
A Ti clamamos los desterrados hijos de Eva,
a Ti suspiramos, gimiendo y llorando en este valle de lágrimas.
Ea, pues, Señora Abogada Nuestra,
vuelve a nosotros tus ojos misericordiosos,
y después de este destierro, muéstranos a Jesús,
fruto bendito de tu vientre.
Oh, clemente, oh piadosa, oh dulce Virgen María.
Ruega por nosotros, Santa Madre de Dios,
para que seamos dignos de alcanzar las promesas de Nuestro Señor Jesucristo.
Amén

Rezar la “Oración después del Rosario”

¡Señor! A ti te imploramos con fe y confianza, que riegues de tu infinita gracia y misericordia, sobre nuestras humildes almas, con la finalidad de que lo anunciado por el Ángel, se ha dado a conocer la encarnación de Jesucristo tu hijo, permítenos Señor amado, que por medio de su Pasión y Cruz podamos ser dirigidos a la maravillosa Gloria de la Resurrección.

Te lo pedimos con fervor, escuches y atiendas nuestras plegarias en el día de hoy y el rezo del Santo Rosario, en el nombre de Jesucristo Señor Nuestro, Amen.

Descarga la oración para colorear GRATIS

Carrito de compra